Gana el Brexit: Reino Unido decide abandonar la UE

► El Brexit vence al Remain (quedarse) por más de un millón de votos, con una participación récord del 72%
Gran Bretaña tiene ahora dos años para fijar los términos de su salida, mientras tanto seguirá acatando las directrices de la UE
► El PM David Cameron anuncia su dimisión: “No puedo ser el capitán”
► Las bolsas mundiales entran en pánico: El Ibex pierde a esta hora más de un 11% y la prima de riesgo se dispara hasta los 174 puntos, su máximo en dos años
Gana el Brexit: Reino Unido decide abandonar la UE
Gana el Brexit: Reino Unido decide abandonar la UE

CERES TV | 24 junio 2016 @ 11.00h

Los británicos han elegido abandonar la Unión Europea en un referéndum histórico. La rotunda victoria del Brexit -el 51,9% frente al 48,1% y más de 1,2 millones de votos de diferencia- ha acabado con el liderazgo de David Cameron, que dejará el cargo de primer ministro antes de octubre, y abre un período inédito en el Viejo Continente.

El mundo entero tiene la vista puesta en Londres. El triunfo del Brexit ha provocado la caída de la libra a su nivel más bajo desde 1985, mientras los nacionalistas escoceses y norirlandeses han amenazado con una crisis de constitucional.

El Brexit ha ganado por un amplio margen de 1.269.000 votos y, además, con una participación recórd del 72%, la más alta de los últimos 25 años.

Pese a que los sondeos daban una ligera ventaja a la permanencia, los principales medios británicos, empezando por la BBC, daban por hecha la victoria de la opción del abandono de la UE desde las cinco de la madrugada, hora local. Habían fallado las encuestas y también las casas de apuestas.

Inglaterra y Gales, claves para la victoria del ‘Brexit’

Los votantes que han dado el ‘sí’ al abandono del bloque comunitario han alcanzado 17.410.742 votos mientras que los que defendían la permanencia lograron 16.141.241 papeletas.

Gales y sobre todo Inglaterra han sido claves para la victoria del Brexit, que ha ganado con rotundidad en los bastiones tradicionales de los laboristas, mientras que la opción de la permanencia ha ganado en Londres, Irlanda del Norte y Escocia. En la capital británica la ventaja ha sido más de medio millón de votos.

Escocia, Irlanda del Norte y Londres a favor de quedarse. Inglaterra y Gales votan irse
Escocia, Irlanda del Norte y Londres a favor de quedarse. Inglaterra y Gales votan irse

La ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, ya ha advertido que el futuro de los escoceses “está en la UE”, abriendo la puerta a impulsar un segundo referéndum por la independencia como sugirió durante la campaña. Por su parte, el presidente honorífico del partido republicano norirlandés Sinn Féin, Declan Kearney, ha afirmado que la victoria del Brexit en el conjunto del Reino Unido debe impulsar la convocatoria de una consulta sobre la unidad de Irlanda.

Cameron dimitirá: “No puedo ser el capitán”

Cameron, que había apostado al todo o nada en este plebiscito, ha comparecido en el 10 de Downing Street para felicitar a los ganadores y ha anunciado su dimisión en un plazo de tres meses. “No puedo ser el capitán que dirija a la nación a su siguiente destino”, ha dicho. El líder conservador prometió durante la campaña que seguiría como primer ministro incluso si ganaba el Brexit, pero la contundencia de la derrota no le ha dejado otra salida



El premier deja a los tories profundamente divididos y será en la conferencia del partido, en octubre, cuando elijan a su nuevo líder. El ministro de Justicia, Michael Gove, y el ex alcalde de Londres, Boris Johnson, parten como favoritos.

Farage declara el “Día de la Independencia”

El líder del Partido por la Independencia del Reino Unido (UKIP, en sus siglas inglesas), Nigel Farage, principal partidario del Brexit, ha comparecido para calificar el resultado de “victoria para el pueblo”. “Hoy es el día de la independencia”, ha dicho, al tiempo que ha remarcado que el pueblo británico ha conseguido desprenderse de la UE sin “haber disparado una sola bala”.



El político también ha pedido la dimisión de Cameron y la instauración de un Gobierno del Brexit. “Creo que probablemente (Cameron) tenga que marcharse. Creo que tenemos que tener un primer ministro probrexit”, ha agregado Farage, que ha sugerido el nombre del exalcalde de Londres Boris Johnson como posible líder del Partido Conservador.

El discurso antiinmigración y nacionalista ha calado en el electorado. La campaña del Brexit ha logrado convencer a los británicos de tomar el control de su destino frente a la “dictatorial Bruselas”.Durante este referéndum, que ha partido en dos a la sociedad británica, ha hecho mella el miedo a la inmigración masiva y a la amenaza del terrorismo, el deseo de controlar las fronteras, las ambición de comerciar por libre con China o el resto de Asia y los anunciados permisos de trabajo para los extranjeros más cualificados.



Ni los avisos de los principales organismos internacionales ni de nueve de cada diez economistas del Reino Unido ni de numerosas figuras públicas han servido para hiciera mella el remachado mensaje de Cameron de que “el Reino Unido será más fuerte, más seguro y mejor en una Europa reformada”.

La libra cae y las Bolsas se desploman

La noticia está provocando ya las reacciones de los mercados financieros internacionales, con mínimos históricos de la libra frente al dólar y el hundimiento de las bolsas asiáticas. Según analistas internacionales, el riesgo de la salida prevé el desplome de la libra esterlina y el fortalecimiento como valores refugio del yen japonés y el oro. También está cayendo el precio del petróleo.

El ministro de Finanzas de Japón, Taro Aso, ha anunciado medidas urgentes después de que el índice Nikkey cayera por debajo del 8%. El Banco de Japón va a inyectar liquidez en el sistema.

Los mercados europeos reaccionan con violencia al inesperado desenlace de Reino Unido. El Ibex 35 se hunde y camina hacia sus mínimos anuales (7.750 puntos) después de que el gestor de la bolsa española se viese obligado a ampliar los rangos estáticos. Las bolsas europeas registran la mayor caída desde 1987. El euro mantiene las caídas del 2% contra el billete verde y se cambia en 1,11 dólares. La libra modera el desplome al 6,6% y se sitúa en 1,3891. La prima de riesgo se dispara hasta 174 puntos básicos, su máximo de dos años.